Maternidad·Niños·Reflexiones

Estar enferma cuando tienes un bebé

(Ten post po polsku tutaj).

No tengo ni idea de cómo lo hacían las madres antes. Yo no debo de saber estar enferma con un bebé. En teoría, cuando estás enferma, lo mejor es descansar. Aha… ¿Cómo se hace eso con un niño pequeño que quiere andar todo el tiempo? Y por supuesto no quiere andar solo, sino coger tu dedo e ir juntos a descubrir el mundo (es decir, abrir y cerrar puertas, subir y bajar escaleras, tirarse mil veces por el tobogán, ir a este columpio y luego a ese que está al lado “porque es totalmente diferente”…)

Alguien podría pensar que, ya que estoy en casa de mis padres, el abuelo y la abuela podrían jugar con él y yo descansar… Ya bueno, eso quizá pasaba en otra época, pero hoy en día las abuelas y los abuelos por lo general trabajan, y así es en nuestro caso. Por lo tanto, hay que aguantar todo el día valientemente, sin Tata (papá), que podría ocuparse de él al volver del trabajo, pero que no está, claro, ¡porque estamos en casa de los abuelos!

No, no me quejo. Solo estuve resfriada (ya no) y un resfriado no es el fin del mundo. Me alegro de estar aquí y el hecho de que me goteara la nariz y de vez en cuando me doliera la cabeza o la garganta era un mal menor. Lo comento porque a veces pienso que quizá soy una piltrafilla porque en otra época las madres podían con esto y con más. Y yo aquí cansándome con un estúpido resfriado, costándome curarlo por falta de descanso…

Para hacer los días de resfriado más divertidos, también se despertó algún día a las 4 de la mañana, otros a las 6 o 7, porque ¿para que dormir cuando puedes practicar el habla? Últimamente Antek ha entrado en una fase parlanchina y cada vez dice más palabras, aunque la mayoría son imposibles de entender (especialmente cuando empieza a parlotear frases larguísimas de sonidos que nadie entiende… ¡a lo mejor es que ha decidido empezar a hablar alemán!) Hasta ahora las palabras que he sido capaz de entender han sido las típicas Mamá (o Mama) y Tata (papá en polaco), y también Agua, Ata (Antek), Nana (esta empezó siendo Elena, y luego también Ana, Andrea… creo que se ha convertido en una especia de palabra universal o comodín), Atsia (Gracias), Trzecia (las tres, en polaco, creo que la pronuncia mejor que yo) y Cześć (en polaco Hola) o Sześć (en polaco Seis) o ambos. Es posible que diga también algo como Tota (pelota) y Teta, pero la verdad es que a mí me cuesta notar vocales diferentes a la A y yo entiendo siempre Tata (aunque cuando llama por la pelota sí noto que no es la A de Tata). Ah, y también ha dicho No no no (que dice siempre triple, nunca ha dicho solo No). Hoy, además, ha dicho Sí por primera vez.

Por suerte, Antek no cogió mi resfriado tal y como lo cogí yo. Hubo un par de días que le cayó agua de la nariz y lágrimas de un ojo, pero aparte de eso, todo bien.

Creo que cuando estamos resfriados hay un número de días por el que tenemos que pasar tanto si tomamos medicamentos como si no (vamos, que no nos los quita nada). Yo estuve tomando algo de paracetamol y medicamentos para reforzar las defensas, y cebolla y ajo (por la noche, para que la gente no huyera despavorida cuando le hablase durante el día). Ah, y también tomé miel, leche con miel. Si tenéis otras ideas naturales para luchar con el resfriado, podéis compartir en los comentarios y las probaré en el próximo resfriado 🙂

 (fot. Tomasz Piórkowski)
Anuncios

4 comentarios sobre “Estar enferma cuando tienes un bebé

  1. Jajajajajajaja. A ver, tamén é probable que non use o teu nome para chamar a todo o mundo, é probable que eses Nana que di se diferencien entre sí, pero eu non note a diferencia (como pasa con Tata e “Tata” que soa más como “Tota” para pelota…) De feito eu penso que ten unha chea de “Tata”s diferentes (entre eles “Teta”, que creo que se fartou de que non llo entendera, pensara sempre que dicía Tata, e empezou a morderme para pedirme teta… :/ )

    Me gusta

  2. O que tomo eu para combatir o resfriado (de forma natural 🙂 : infusión de xenxibre, limón e mel. Ferves auga con xenxibre raiado, deixas reposar un pouquiño e despois engades zume de limón e mel. A min encántame, ademais de sentarme xenial.

    Me gusta

Dime qué piensas, me encantará leerte :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s