Crianza consciente · Maternidad · Nuestra experiencia

No llueve eternamente

no llueve eternamente

Creo que una de las dudas que tenemos en muchas ocasiones en la crianza es “¿cuánto va a durar esto?” referido a diferentes períodos, etapas, costumbres… A veces creo que he perdido el tiempo haciéndome esta pregunta, planteándome cuándo sería el final de algo en lugar de aceptarlo y disfrutarlo mientras dura, porque en el fondo muchas de esas cosas acaban siendo de las que echamos de menos, de esas en las que luego pensamos con cierta nostalgia…

En cierta medida creo que también afecta la sociedad, el ambiente que nos rodea, las opiniones de vecinos, médicos, otras madres en el parque, las cajeras del súper…

Nos preguntamos cuándo dejarán de dormir con nosotros, cuándo dejarán el pecho, cuándo dejarán el chupete, cuándo dejarán los pañales, cuándo dejarán de pedirnos brazos, cuándo dejarán de necesitar el carro, cuándo dejarán de necesitarnos tanto… Y cuando dejan de necesitarnos tanto, estoy segura de que se nos rompe el corazón y deseamos que vuelva esa necesidad, aunque sea con todos los extras que conlleva y que antes deseábamos que llegaran a su fin…

Yo ya he pasado por varias situaciones, en algunas ya lo ha dejado y en otras no. Hoy me apetece contarte mi experiencia:

¿Cuándo dejará de dormir con nosotros?

Hoy por hoy cuando me hago esta pregunta no es deseando que esto pase sino todo lo contrario, me aterra la idea de que se vaya a dormir a otra habitación, estoy tan acostumbrada a tenerlo a mi lado, a verle su carita de bebé (no, no tiene cara de bebé, es un niño en toda regla, pero cuando duerme parece que se le pone otra vez cara de bebé y me encanta), de oír su respiración, de estar a su lado si me necesita, de despertarme a su lado… Simplemente me encanta. El día que se vaya, estoy segura de que me dolerá. Y digo que se vaya porque yo intenciones de “echarlo” no tengo ningunas.

nina dormida

¿Cuándo dejará el pecho?

Esta pregunta me la hicieron en mil quinientas ocasiones (no las conté, quizá fueron más) muchas personas, no tanto el cuándo lo dejaría si no el cuándo pensaba quitárselo. De hecho es un tema sobre el que escribí un post porque me sentía muy harta de que la gente se sorprendiera de que todavía le diera pecho. Una vez que dije que estaba esperando a que lo dejara él solo, y la persona a la que se lo dije le dio la risa, como si creyera que eso era imposible. Meses después lo dejó. Antek dejó la teti cuando tenía más de 3 años, menos de 3 y medio. Fue algo que sucedió poco a poco, fui notando cómo cada día tomaba menos, hasta que llegó un momento que parecía que me las cogía por no hacerme un feo, jejeje. Hasta que un día ya no la pidió. Como sucedió de una forma tan paulatina y yo lo veía venir, fue algo muy natural. No me impactó, no me sentí rara, todo fue como tenía que ser, como yo quería.

Reconozco que yo sí me planteaba a veces cuándo lo dejaría, me preocupaba que llegase un día en que yo dejase de sentirme cómoda dándoselo y él aun la necesitase, pero por suerte eso no pasó y no tuve que hacer frente a esa situación.

 

¿Cuándo dejará el chupete?

Cuando digo que Antek dejó el chupete con 11 meses él solo, que simplemente empezó a escupirlo, la gente alucina. No puedo dar consejos a nadie porque no tengo ni idea de cómo ni por qué pasó. Un día empezó a escupirlo, yo se lo daba pensando que era un juego pero lo escupía otra vez. Nunca más lo quiso volver a coger. En unos meses ya se había olvidado incluso de cómo se usaba y un día que lo encontró se puso a morderlo.

chupete

¿Cuándo dejará los pañales?

Esto también me lo sigo preguntando, sí… Pero no me rompo demasiado la cabeza… Es un niño con apego a su pañal, le gusta hacer pis y caca en él y rechaza el orinal y el váter… Pues nada, el día que se sienta preparado los dejará. No veo razón en forzarlo porque no creo que deba hacerlo. No tengo motivos (de verdad no los tengo) y no creo (no, no lo creo) que vaya a querer seguir usando pañales hasta la adolescencia. Un día los dejará, y mientras tanto, pues que los lleve. He tenido mis momentos de dudas con este tema, pero al final he cogido confianza gracias a artículos como este de Crianza con apego natural o este de Yvonne Laborda, y a testimonios de otras mamás que también esperaron a que sus hijos dejasen solos el pañal.

 

¿Cuándo dejará de pedir brazos?

Curiosamente sí recuerdo preguntarme cuánto duraría esto, en parte sintiendo que me gustaría que llegase el día y en parte sintiendo que lo iba a añorar mucho… Recuerdo el día que leí este precioso post de Mi regazo, con el que entendí que aquello que a veces me molestaba, un día lo echaría tanto de menos… Que sería una señal de que mi bebé se hacía mayor, ya no era tan bebé, era un NIÑO. Recuerdo cómo las últimas veces que me lo pidió acepté sin sentirme mal, sin rechistar, imaginando que serían las últimas… Lo cogía, lo sentía cerca, caminaba casi sin fuerzas… A veces tenía que dejarlo al rato, le decía que no podía más porque me pesaba demasiado, le pedía que anduviera hasta un punto concreto (“hasta aquel semáforo”) y que luego lo volvería a coger. No recuerdo cuándo exactamente dejó de querer que lo cogiéramos, pero recuerdo que en septiembre todavía lo necesitaba… Ahora mismo es capaz de andar horas y horas sin cansarse, hace un par de meses hicimos senderismo y no quiso sentarse ni para comer, desde las once de la mañana hasta las cuatro de la tarde.

mama cogeme

¿Cuándo dejará de necesitar el carro?

Esta es una pregunta que hace poco todavía me hacía muchas veces. Me preguntaba si era normal que lo siguiese queriendo, porque todos o casi todos los niños de su edad ya andan o van en bici siempre, el carro ya no sale de casa… Yo empezaba a preguntarme si era normal o si lo había hecho yo un vago (dudas de madre insegura). A veces me tranquilizaba pensando que quizá no era tanto que los otros niños quisieran sino que no les quedaba otra opción, sus padres decidían dejar de llevar el carro, decidían que ya podían andar y lo dejaban en casa… (Me consta que en muchos casos eran así, por mamás que conozco que me lo decían y me aconsejaban que hiciera lo mismo con Antek). Yo no era capaz de hacerlo así, así que seguía llevando el carro siempre que me lo pedía (que no era siempre, le gusta mucho la bici). Hasta que en marzo, más o menos, dejó de pedirlo, quería salir siempre con la bici, nunca con el carro. Entonces me encontré echando de menos el carro, especialmente los días que iba al super y compraba cosas pesadas, hasta el punto de que a veces iba (y va, porque aun lo hago) con la bici y yo llevo el carro vacío, si sé que tenemos que ir a la tienda y tengo que comprar cosas que pesan (como hoy, que compré sandía, cartones de leche, aceite de oliva…) Pero realmente, si no fuera porque yo sigo sacando el carro por la compra, hace tiempo que podríamos haberlo guardado ya en el trastero, porque él estuvo dos meses sin pedirlo, sin necesitarlo.

 

¿Cuándo dejará de necesitarnos?

Esto casi prefiero no preguntármelo porque me da pavor. Ojalá me necesite por mucho tiempo y cuando así no sea, siga queriendo verme y estar conmigo solo porque me quiere, sin que haya necesidades de por medio. No sé cuándo dejará de necesitarme, pero sé que ahora me necesita y que es legítimo, es un niño de casi 4 años, ¿cómo no va a necesitarme? A veces parece que queremos “independizarlos” cuanto antes, que sean independientes, que no nos necesiten… No entiendo muy bien por qué. Creo que en nuestra naturaleza está necesitar a la madre y/o al padre durante los primeros años de vida. No es algo raro, ni es preocupante, ni indica un retraso… Es algo biológico, normal, natural… Muchos de los otros casos, de las otras preguntas, me demuestran que las cosas o las costumbres las dejan cuando dejan de necesitarlas, y con nosotros será similar… Un día dejarán de necesitarnos, de verdad, y entonces lo veremos. Lo único que deseo es que cuando llegue ese día esté bien preparado para el mundo, sin mí, preparado para levantar la voz cuando haga falta, para defenderse, para ayudar, para no ser sirviente de nadie, para dar cuando lo desee, para saber decir que no, para tomar sus propias decisiones, para no dejarse influenciar por el resto… Sí, pido mucho, pero bueno, eso es lo que deseo, lo que me gustaría…

problemas piel urticaria mecachismama

¿Y tú? ¿Te preguntas con frecuencia cuando llegará el fin de algunas fases o costumbres de tus peques? ¿Sueñas también en cómo te gustaría que sea el día que deje de necesitarte?
Anuncios