Crecimiento personal · Crianza consciente · Maternidad · Reflexiones

Ser mujer es…

ser mujer es

¿Y tú, cómo acabarías esa frase?

Hace unos días, una compañera en un grupo de WhatsApp escribía en un momento de bajón “a veces pienso que ser madre y mujer es la peor cosa que me podía pasar“. Es un pensamiento fuerte, pero si eres madre (y no reciente, que ahí todavía estamos en una nube) la entiendes perfectamente y no la juzgarías. Y no lo digo porque creamos que lo que ha dicho sea verdad, sino porque es posible que también alguna vez hayamos pensado eso, o quizá no eso pero sí alguna otra barbaridad de la que luego nos hemos arrepentido y hemos pensado “madre mía, cómo pude haber dicho eso…” Pues porque muchas de nosotras estamos desbordadas, así de simple… Porque damos mucho más de lo que tenemos, damos de vasos vacíos, nunca tenemos tiempo para volver a llenarlos, y nos piden más y más y vemos ese vaso vacío y entramos en pánico porque no sabemos cómo dar más de dónde no hay… Sigue leyendo «Ser mujer es…»

Aprendiendo a querer(me) · Así soy yo · Crecimiento personal · Crianza consciente

Pequeña Paula

539147_10151170654540934_1908065961_n

Hoy, no tengo muy claro por qué, me entraron ganas de compartir algo que no sabe mucha gente, una de esas cosas que siempre me he guardado para mí… Un poco como aquel día en que de repente se me ocurrió escribir un post sobre mi experiencia en el colegio (con el bullying o lo que fuese). No digo que sea ese tipo de post, simplemente que es algo que siempre me he guardado para mí pero hoy, no sé por qué, me apetece compartirlo… Quizás porque quiero tener un gesto de amabilidad con la Pequeña Paula, y decirle que no tenía de qué avergonzarse y que merece la pena hacer aquello que nos gusta, tanto si a los demás les gusta como si no. Lo importante es que nos guste a nosotros y que nosotros disfrutemos haciéndolo…

Yo siempre había sentido que dentro de mí estaba la Pequeña Paula, muchísimo antes de leer sobre la niña interior (enlazo un artículo publicado en la página web de Yvonne Laborda, pero si te interesa el tema en su página tienes mucha más información además de un curso que te ayuda a conectar con esa niña y a sanar heridas de la infancia que puedes seguir arrastrando sin ser consciente de ello). De hecho, en más de una ocasión he compartido con gente cercana que fue ella quien me salvó de no fumar en la adolescencia. Te cuento por qué, por si te interesa, y si no te interesa, te saltas este párrafo. Aunque este post trata todo de Pequeña Paula, así que si el tema no te interesa casi te propondría que te “saltaras” todo el post 😉 Sigue leyendo «Pequeña Paula»

Actividades · Crianza consciente

Lo confieso

lo confieso

No, estos días no estoy proponiendo actividades, ni manualidades, podría decir que no estoy proponiendo casi nada… No, no es porque no me gusten las actividades o manualidades, en realidad me encantaría hacer esas cosas… Sí, es porque con dos peques de edades y necesidades totalmente diferentes, estoy ya lo suficientemente abrumada con esta situación (todos los días sola con ellos durante la mayor parte del día y casi sin contacto con adultos) como para ponerme a idear cosas… Que sí, que quizá podrían ayudarme, y sí, es verdad que no tengo que idearlas, que hay miles de ideas en la red, pero… si te digo la verdad, cuando por fin tengo tiempo para mí, lo último que me apetece es ponerme a buscar o preparar actividades… Sí, te diría que hay días que estoy ocupada en sobrevivir esta situación sin enloquecer, y días en los que la disfruto tal y como es, dejando que sean ellos quienes decidan qué hacer en cada momento… Sigue leyendo «Lo confieso»

Crianza consciente · Maternidad · Reflexiones

Sobre las rabietas, emociones y otras cosas de esas difíciles de explicar

rabietas emociones

Muchas veces nos veo (a mí también) buscando cuentos para explicar las emociones… No me malinterpretes, me encanta leer y también lo utilizo como herramienta para apoyar algunas de mis explicaciones o integrar situaciones que podemos vivir (de forma habitual o puntual), pero a veces tengo la impresión de que queremos buscar cuentos para explicarlo todo…

Yo, personalmente, como madre y con más de 30 años, a veces tengo grandes dificultades para explicar o entender MIS emociones, lo que me pasa… ¿Pretendo que un niño pequeño sea capaz y, encima, pienso que con un cuento lo va a aprender? A ver, seguro que algo le llega del libro… Pero, como ya comentaba en este post, creo que la mejor forma de “enseñar” las emociones es dejándonos sentirlas y siendo un ejemplo… ¿Acaso las cosas que nos han explicado en el colegio, en la universidad o en cursos, las hemos aprendido bien cuando simplemente no las han leído? No sé tú, pero yo no… Yo he necesitado experimentar, hacer algo, ver cómo otro lo hacía… Que me lean sobre algo a mí nunca me ha llegado, así que me atrevo a decir que con las emociones puede pasar lo mismo… Leer está bien, pero no puede ser el único recurso, también es necesario experimentar. Sigue leyendo «Sobre las rabietas, emociones y otras cosas de esas difíciles de explicar»

Crecimiento personal · Crianza consciente · Maternidad

ABRAZO MI LENTITUD: ACEPTO MI RITMO, ACEPTO SU RITMO…

acepto mi ritmo

Hace unos meses tuve otro clic que también me gustaría compartir contigo. En esas ganas que tengo a veces de ser de una manera que no soy, en ese juicio que me hago y en esa falta de aceptación de cómo soy en realidad, me he dado cuenta de que sentir mi falta de organización, los días en los que siento que he hecho poco… en realidad viene todo de una idea, de una creencia que yo tengo de lo que es “hacer mucho” y también del hecho de que yo soy una persona lenta por naturaleza Sigue leyendo «ABRAZO MI LENTITUD: ACEPTO MI RITMO, ACEPTO SU RITMO…»

Crianza consciente · Maternidad · Reflexiones

Seamos como niños

 

seamos como ninos

Esta semana, al salir de una cafetería después de tomar un café con algo dulce con Antek, entré en uno de esos “trances” míos en los que empiezo a reflexionar sobre algo y no puedo parar… En este caso le tocó a la incapacidad que tenemos los adultos para aceptar/soportar el comportamiento de los niños en ciertas situaciones… Comportamiento que, si es casi el mismo en todos los niños de todo el planeta, será por algo, digo yo: porque es lo normal y lo natural, y nosotros intentamos ir en contra de su naturaleza, como tantas otras veces. No tuve estas reflexiones por mí y por Antek, más bien porque cuando salíamos de la cafetería entró una señora con la que tuvimos “bronca” la última vez que fuimos, o debería decir que tuvo la bronca mi amiga, porque yo con la excusa de no hablar bien alemán me quedé al margen (tampoco me apetecía discutir con una señora con la que sabía que no tenía ningún sentido discutir porque pensamos de forma totalmente diferente, es imposible que lleguemos a un acuerdo y, encima, es super desagradable e irrespetuosa…) Sigue leyendo «Seamos como niños»

¡Mecachis Mama! · Crianza consciente · Mamá de dos · Maternidad

Amar a dos es posible

hermanos bimaternidad

Seguro que a más de una mamá le ha pasado, antes de tener a su segundo hijo, esa mezcla de sentimientos, esos sentimientos tan contradictorios… Es algo que sabes que te va a pasar, lo has leído, te lo han explicado tus amigas que ya tienen más de uno, pero aun así es imposible imaginarlo. Supongo que igual que tener hijos, no imaginas lo que es hasta que los tienes…

Mientras estaba embarazada de mi preciosa bebé arcoíris, muchas veces me sentía, casi sin quererlo, como si estuviese a punto de ponerle los cuernos a Antek, como si estuviese a punto de serle infiel. Había incluso momentos en los que pensaba que él podía sentirse triste cuando la cogiese en brazos, la llenase de besos, le dijese que la quería, la llamase “mi amor” o “mi cariño”, me preocupase por ella, fuese corriendo cuando llorase… Pensaba que quizá al verme tan preocupada por ella podría sentirse desplazado, podría sentir que mi amor por él había disminuido, que mi amor se había centrado más en ella… Sigue leyendo «Amar a dos es posible»